RSS

MERCANCIA NO SOLICITADA PUEDE SER CONSIDERADA COMO UN “REGALO”

Wednesday, Apr 20, 2011

De vez en cuando, los consumidores llaman a la División de Protección de la Oficina del Procurador General Dustin McDaniel para quejarse sobre la recepción de artículos en el correo que no ordenaron.

Una de las últimas denuncias fue hecha por un consumidor a quien se le pidió que pagara o devolviera, un libro no solicitado que llegó a su buzón de correo, utilizando una postal de correo proporcionada por la empresa vendedora.

A veces, la situación se presenta cuando una persona responde a un anuncio que ofrece muestras gratis, como una bolsa de muestras de granos de café, y en su lugar recibe tres bolsas de tamaño regular de granos de café y una factura.

Situaciones como esta son bastante comunes, y presentan un dilema para los consumidores. El Procurador General McDaniel emitió esta alerta al consumidor el día de hoy para ayudar a los receptores de mercancías no solicitadas a entender sus opciones.

"Todos recibimos suficiente correo sin mercancía no solicitada que obstruyen nuestros buzones de correo," dijo McDaniel. "Afortunadamente, es posible tomar medidas para disminuir la cantidad de mercancía no deseada que llega en el correo."

Según la Comisión Federal de Comercio (FTC, por sus siglas en inglés), cuando la mercancía no solicitada llega al buzón de un consumidor, éste no tiene que devolverla. Los consumidores tienen el derecho legal de conservar los bienes no solicitados sin tener que pagar por ellos.

Si bien no existe obligación legal para el consumidor de comunicar al remitente que los productos se conservaran como un "regalo", es buena idea hacerlo. La FTC recomienda que los consumidores que reciben artículos no solicitados envíen una carta a la empresa indicando que el producto nunca fue ordenado y, por lo tanto, tienen el derecho legal de conservarlo de forma gratuita.

Si el consumidor prefiere devolver la mercancía, puede ofrecer enviar de vuelta el artículo a expensas del remitente. El remitente debe ofrecer un periodo específico y razonable de tiempo - 30 días es suficiente - para hacer arreglos para que la mercancía sea devuelta. El consumidor también debe informar al remitente que se reserva el derecho de conservar o desechar la mercancía después de la fecha establecida.

Esta carta podría ayudar a los consumidores de dos maneras:

1. Puede impedir que el remitente envíe facturas o avisos de pago en el futuro.
2. Puede aclarar un error involuntario.

Las empresas tienen el derecho legal de enviar muestras gratis a través del correo, y, aunque éstas siempre se pueden conservar de forma gratuita, no siempre se quieren. Para limitar el número de muestras gratis que llegan por correo, los consumidores pueden contactar a la Asociación Comercial para Empresas de Mercadeo Directo (DMA, por sus siglas en inglés), que permite a las personas optar por no recibir correo comercial no solicitado de muchas empresas nacionales durante cinco años. El sitio para registrarse en es www.dmachoice.org.

Cuando los consumidores se registran en este servicio, sus nombres son puestos en una lista que es puesta a disposición de las empresas de mercadeo directo y organizaciones. Esto reducirá la mayoría del correo no solicitado, pero no dejará de recibir correos de organizaciones que no utilizan el servicio del DMA.

La mercancía adicional no solicitada, que acompaña a ofertas de muestras es otra historia. El mejor consejo es leer detenidamente la letra pequeña, cuando haga un pedido para recibir una oferta de una muestra o se inscriba para participar en un sorteo.

Para obtener más información, por favor llame a la División de Protección al Consumidor de la Oficina del Procurador General Dustin McDaniel al (501) 682-2341 o al (800) 482-8982. También puede visitar el sitio Web de la oficina en www.ArkansasAG.gov

Staff Login